Es necesario esperar, aunque la esperanza haya de verse siempre frustada, pues la esperanza misma constituye una dicha, y sus fracasos, por frecuentes que sean, son menos horribles que su extinción.

domingo, 27 de marzo de 2011

Cambio de hora...

Domingo...

Primer día con el cambio de hora, el cual, no me gusta nada.

Yo disfruto cuando retrasamos la hora, y no por lo que estáis pensando, para dormir una hora más, sino, porque a mi lo que me gusta es salir de clase de noche, que sean las 5 de la tarde y ver las luces de las farolas encenderse... no se quizás sea porque esas son pequeñas señales de que aún estamos en invierno, mi estación favorita.

El verano no es mi fuerte, me agobia... no me siento bien con el calor, prefiero mil veces un día de invierno y sol, esos días en los que has de volver a casa con el abrigo en la mano... que "torrarme" durante todo el día porque la temperatura no baja de 35º. Si dijésemos, que durante los meses de calor a una le diesen vacaciones, pues vale, pero como no es así, prefiero pasar frío.

Además, esas tardes de invierno, de mantita, palomitas y peli, esas tardes no te las da el verano... Sólo le veo una "cosa buena" al verano pero que, por ser mi Blog apto para todos los públicos os vais a quedar con las ganas de saber... muajajaja...

Así que, con mucha penita, le digo adiós a mi querido invierno, a ese frío que parece que te va a cortar la cara y a esos jerseys "gordos de punto pelota" que abrigan tantísimo en esos días que te levantas con la sorpresa de ver, el tejado nevado.

Adiós invierno... adiós complementos de moda "cuqui-invernales" ...





martes, 22 de marzo de 2011

Nos hacemos mayores!!!

He pensado que el blog es una buena herramienta para agradecer a la gente que esta ahí contigo todo lo que han hecho o hacen por ti, por ese motivo, a partir de mañana iré dedicando algunos días mi blog a personas que significan y han significado mucho a lo largo de mis 25 años.

El por qué, no lo hay, simplemente porque me apetece, ¿será qué me hago mayor? O.o como hablábamos el otro día unas amigas y yo, empezamos a estar más cerca de los 30 que de los 20 y eso da... mucho respeto.

Te pones a pensar y ... ¿sólo me quedan 4 años y poco más de 1 mes para hacer todos los planes que tenía pensado para antes de cumplir los 30???!!! 

Lo bueno de estas charlas con tus amigas "de toda la vida" es que hablamos de la época del cole como si hubiésemos salido de allí ayer. Buenos recuerdos, anécdotas, risas... que... nunca se olvidaran y que en algunos casos, siguen poniéndome un nudo en el estómago cuando pienso en ellos... 

Acabo de encontrar esta foto que me retequeteencanta!!!!!!!!! así que la comparto con vosotros!

¡Feliz miércoles!




lunes, 21 de marzo de 2011

Cambiando "el chip"

Por fin se ha acabado el lunes! es morir este y acelerarse la semana... es como si lo días,a partir de hoy, ya no tuviesen 24 horas...

Hemos empezado la semana con fuerza, negándome a tener unos días como los pasados, así que he cambiado los ojos llorosos por una sonrisa en la cara, me he llenado de energía y confianza y he afrontado el día con paciencia, muchísima paciencia.

Además, ayuda no solo sentirse bien por dentro sino también por fuera y poco a poco verse a una misma mejor, aceptando los 1001 defectos que tiene, pero que como están ahí, tarde o temprano tendré que hacerme amiga suya.
Por lo pronto, que mejor que demostrar confianza en una misma que comprándome esa prenda que JAMÁS pensaba que iba a encontrar y/o me quedaría bien? el primer paso esta dado, ya están en el armario, me los he probado... ahora el siguiente paso es confiar y quererme tanto a mi misma que sea capaz de salir con ellos más allá de la puerta de mi habitación, (paso a paso...).

Pero bueno, todo esto que a priori puede parecer una tontería, para mi es un gran paso y una forma de ver recompensado mi esfuerzo. Soy una persona muy insegura y me niego a continuar así, lechugas ( he tardado 25 años en darme cuenta, pero es lo que hay, más vale tarde que nunca).

Creo poder afirmar, que este finde lejos del ruido, estrés y agobio de Madrid, me ha venido, genial.

Pongo esta foto, porque me encanta y me da muy "buen rollito" :)


¡Feliz martes a todos!

domingo, 20 de marzo de 2011

Siete días, dos en blanco y cinco en negro

Se acaba el fin de semana.

Escapada a Granada a celebrar San José con los "Pepes" del Sur.

Me agobian los domingos, siempre lo han hecho pero últimamente todavía más. El por qué, no lo se, pero me levanto desanimada,cansada ( aunque no haya hecho nada la noche anterior) y entristecida. Es una mezcla de sentimientos que se une a la depresión "pre-lunes".

No son buenos días en la oficina, malos rollos con mi compañera, no sólo por mi parte sino por toda la plantilla hacía ella, agobiados por su forma de ser, yo soy la que estoy con ella por las mañanas, junto a mi jefa y es insufrible. Desde que empezó el año y ella empeoró su actitud hacia sus compañeros, acrecentando su egoísmo, su pasotismo, etc... yo noto cambios en mi interior,  me explico, desde entonces, hay días que no me aguanto ni a mi misma y que lo único que tengo ganas cuando termina mi jornada laboral, es llegar a casa y no mediar palabra con nadie, será, que termino tan saturada de visitas, teléfono, etc... que cuando salgo de allí lo que quiero es... desconectar totalmente, sin nadie a mi alrededor aunque sea por un par de horas.

Necesito tranquilidad, un fin de semana como el que esta apunto de acabar, lejos de Madrid, de casa, del trabajo, de las obligaciones...


Necesito reír, mucho y si soy sincera necesito mimar y que me mimen, claro esta.

El agobio, el estrés o como queramos llamarlo hace que necesite apoyo, cariño, etc... no broncas, mosqueos, ni malos rollos.


Pero bueno, pensemos en positivo, en que la semana va a transcurrir "sobre ruedas" y ojalá termine igual.

Adiós domingo, hola lunes :)

Feliz semana a todos.

martes, 15 de marzo de 2011

Suerte y autosugestión

Lo que puede llegar a hacer el subconsciente...

Hace un tiempo, durante mi época de exámenes, hablando con un amigo este se despidió deseándome "suerte" y como un acto reflejo yo le contesté: "no, si mañana no tengo exámen".
Él entre risas me comentó que era la primera persona que no necesitaba suerte un día cualquiera, sólo el día que tenía un exámen y así con la tontería, empezó a desearme suerte todos los días tuviese o no algo "importante" que hacer al día siguiente.

Pues bien, parece que el poder de "autosugestión" que tengo es increíble. Al día siguiente, a pesar de no tener ninguna prueba académica aparente me sucedió algo que ni yo misma creía, me arreglaba la época de exámenes y menguaba mi agobio, quitándome uno de los profesores su exámen y quitándomelo de las fechas oficiales...

Pues así pasaron unos días y por cada día de "suerte" que me daba al día siguiente tenía una buena noticia que celebrar.

Hacía días que no me la daba, pero anoche, chateando, me la volvió a desear y hoy a eso de las 10:30 de la mañana a hecho su efecto, una conversación telefónica me ha hecho esbozar una sonrisa, que aunque no "arregla" las cosas al 100%, hace que hoy tenga un poco más de optimismo.

Puede que sea una tontería ( de no ser así, ya me habría hecho un llavero con mi amigo, llevándole con su enganche correspondiente colgando del bolso, a modo "talismán") pero cuando te autosugestionas y crees en algo, al final ves o mejor dicho, te hace ver resultados.

Y es que no hay nada mejor como la idea de agarrarte algo, por pequeño que sea, que te ayude a llevar mejor el día a día y a ver de manera más positiva cosas que normalmente ni repararías en ellas.

Esta es la cara y la cruz de ser un "tanto" supersticiosa.




miércoles, 2 de marzo de 2011

Miedo...

Miedo a perderte

Miedo a perderos

Miedo a no conseguir mis metas

Miedo a alargar los planes

Miedo a defraudar a la gente que quiero

Miedo...

A muchas cosas, a muchos sentimientos...

Pero hoy, me doy cuenta de que el miedo es lo que realmente nos hace más fuertes, lo que nos hace superarnos por encima de nuestras posibilidades. Superarnos para no sentir esa sensación que te ahoga el alma.

Hoy tengo ganas de mejorar.

Hoy tengo ganas de superarme.

Hoy parece que me quiera comer el mundo.

El problema: qué cuando tengo esta sensación, al día siguiente estoy ko.

Esperemos que mañana afronte el día con las mismas ganas con las que termino la jornada de hoy... esperemos pues ...


martes, 1 de marzo de 2011

Días raros...

Llevaba mucho sin actualizar, el porque,no sólo es la falta de tiempo sino también la falta de ganas que se acentúa cuando encima lees otros blogs de los que soy "fan" y cuyo "don" de palabra es muchísimo superior al mío.

Me da vergüenza escribir, que lo lean y que puedan pensar: " ¿y esta de qué va?".

En fin, que hoy si me he animado a escribir, quizás porque necesito desahogarme de todos los sentimientos encontrados en estos últimos días.

La semana pasada me dí cuenta de cosas que aunque tú sabes que están ahí en tu interior no sabes que son tan "fuertes".

Tú sabes que quieres a alguien, pero te das cuenta de lo mucho que te importa cuando ocurre algo que no te esperas. Alguien que en poco tiempo se ha convertido en confidente, amig@, consejer@ y demás adjetivos positivos. Gracias a ese tipo de personas te das cuenta de que aún merece la pena ser buena persona, pensar en los demás aunque a veces eso signifique saltar por encima de tus prioridades, etc...

Gente por la que merece apostar.

Gente a la que te da tantísimo miedo defraudar que mides tus palabras una y otra vez antes de hablarle.

Hoy en cambio, he defraudado a alguien por todo lo contrario, es decir, porque no he hablado.

Y es que resulta que si te hablan por una aplicación que hoy en día casi todo el mundo que tenemos internet en el móvil usamos, y no contestas en menos de 5 segundos, es que estas "rara de cojones". Y no, no es que estemos tratando de un tema súper importante o un problema de vida o muerte, no, eres "rara" por no contestar a cosas como; "me aburro", "qué haces"o un simple "qué pasa contigo".

El porque de que me haya dolido tanto estoy hoy, ha sido porque creo que he estado en todo momento con esas personas, que lo sigo estando y que creo que me he comportado más que bien con ellas y que me vengan ahora con cosas así, duele. Qué por gilipolleces así, la gente discuta me fastidia y mucho, porque los amigos no son los que están en los momentos de risa unicamente, sino que están ahí en los momentos jodidos, los que peor te vienen... pero hoy en día eso, ¿tiene realmente importancia?

Parece de broma, pero a mi estas cosas me duelen, me duelen porque soy de las que en temas de amistad me entrego incondicionalmente, no concibo la amistad de otra manera ( como dice una amiga mía).

No me eches la bronca cuando no conteste a cosas así, echamela o enfádate realmente cuando tengas un problema y yo no sea capaz de correr en tu busca.

La cara y la cruz de la moneda, gente a la que tienes miedo a defraudar porque para ti valen tanto que no querrías perder nunca y gente a la que defraudas porque no valora lo que para ti es realmente importante.

Después de todo esto, me planteo si es buena idea estar enganchada las 24 horas a internet o si era mejor cuando únicamente teníamos los tradicionales "sms" y llamadas.